Comparte esto:

En la keynote celebrada el 27 de octubre, Apple desveló, entre otras cosas, sus tan rumoreados modelos de MacBook. Y, como suele ser la tónica habitual de los últimos tiempos, algunos de los rumores que habían circulado sobre ellos se vieron confirmados, como por ejemplo la eliminación de la fila de teclas de función para sustituirla por una pantalla secundaria.

Así es: ahora los MacBook Pro vienen con lo que han denominado como Touch Bar, una pantalla táctil OLED que ocupa toda la línea superior del teclado en lugar de las clásicas teclas de función. Esta Touch Bar permite interactuar con los programas abiertos, mostrando las funciones disponibles dependiendo de cada uno de ellos. De esta forma, en unas ocasiones aparecerán controles específicos para, por ejemplo, el navegador, o saldrán emoticonos, o miniaturas de imágenes, etc.

Dejando aparte que lo que se vea en la Touch Bar dependerá de cada programa, también podemos personalizarla para incluir los controles que más necesitemos habitualmente. De esta forma, si las teclas de función para nosotros son algo indispensable, podremos recuperarlas sin problemas. Y también podremos recuperar la tecla ESC, que también ha desaparecido con este cambio.

En la parte derecha de la Touch Bar, han incluido TouchID, un sensor dactilar que hace uso del nuevo chip de seguridad de Apple, el T1. Con TouchID, además de desbloquear la máquina, también es posible registrar las huellas dactilares de varios usuarios para que, cuando uno de ellos desbloquee la máquina, esta se abra en su sesión correspondiente.

La Touch Bar está disponible prácticamente en toda la gama MacBook Pro. La excepción es el modelo de especificaciones más modestas, el MacBook Pro de 13 pulgadas, procesador de 2 GHz, 8 GB de RAM y disco duro SSD de 256 GB. Los otros cuatro modelos disponibles sí la incorporan.

macbook-pro-touch-bar

Solo puertos Thunderbolt

Según Apple, los nuevos MacBook Pro son los más finos, ligeros y poderosos de esta gama, como por otra parte resulta lógico en cualquier iteración de hardware. El desempeño gráfico ha sido mejorado, la pantalla es más brillante, se incluyen mejores parlantes y han incluido una nueva arquitectura térmica que promete ser más silenciosa y disminuir el calentamiento del equipo. Además, el trackpad ha doblado su tamaño e incluye por fin la funcionalidad de Force Touch.

Si la Touch Bar despertó expectación y cierta controversia a la espera de ver cómo se comporta cuando esté en manos en los usuarios, lo que resultó más controvertido fue la decisión de Apple de limitar los puertos de los MacBook Pro a puertos Thunderbolt 3, eliminando cualquier otro que fuera exclusivamente USB. Excepto el modelo más modesto, que viene tan solo con dos, todo el resto viene con cuatro, dos a cada lado. Cualquiera de ellos puede ser utilizado para conectar el cargador del portátil. Eso sí, lo que no han eliminado es el conector de audio, que sigue siendo el convencional, a diferencia de como hicieron en el iPhone 7.

Las ausencias también fueron noticia

apple-lg

Con Apple, suele ser noticia tanto lo que se dice como lo que no se dice. Y en este caso hubo un par de ausencias que llamaron la atención: el MacBook Air y el Thunderbolt Display.

Empecemos por este último. Como recordarás, aquí nos hicimos eco del rumor que señalaba que Apple descontinuaba su monitor Thunderbolt porque pensaba sacar un nuevo modelo 4K o 5K con tarjeta gráfica integrada. Sin embargo, esto no ha ocurrido al final.

Lo que sí ha ocurrido es que desde Apple se han reafirmado en lo de «recurrir a opciones de terceros», aliándose con LG para, según Phill Schiller, brindar el mejor monitor para los Mac, el LG UltraFine que viene en dos modelos, 4K ($ 699,95) y 5K ($ 1,299.95). Estos monitores se pueden encontrar en la web de Apple y ser adquiridos desde allí.

En cuanto al MacBook Air, parece que desde Apple están dispuestos a deshacerse de esta línea de producto. Oh, los Air sí aparecieron en la Keynote, pero lo hicieron de pasada, para ser comparados con los nuevos Pro y para decir que se continuarán ofreciendo los de 13 pulgadas con las mismas especificaciones y precio que hasta ahora, aunque le han colocado dos puertos Thunderbolt.

Lo que no dijeron es que los Air de 11 pulgadas desaparecen. De hecho, ya lo hicieron y no están disponibles en la página de Apple, dejando a los de 13 pulgadas como la opción más barata de Mac en lo que se refiere a portátiles.

Que usasen los Air como elemento de comparación para indicar que el MacBook Pro tiene menos volumen y que es más fino fue un indicador claro de las intenciones que tienen en Cupertino de ir arrinconando esta gama hasta que termine desapareciendo por simple falta de atención.

Especificaciones y precios

Terminamos este repaso al nuevo MacBook Pro con los diferentes modelos disponibles y su precio en EE. UU. De los cinco, tan solo el primero está disponible desde el 31 de octubre, mientras que los demás tardarán entre 2 y 4 semanas dependiendo del lugar.

MacBook Pro 13 pulgadas, procesador Core i5 de 2 GHz, 8 GB de RAM, 256 GB de almacenamiento, sin Touch Bar y con 2 puertos Thunderbolt 3: 1.499 dólares.

MacBook Pro 13 pulgadas, procesador Core i5 de 2,9 GHz, 8 GB de RAM, 256 GB de almacenamiento, con Touch Bar y 4 puertos Thunderbolt 3: 1.799 dólares.

MacBook Pro 13 pulgadas, procesador Core i5 de 2,9 GHz, 8 GB de RAM, 512 GB de almacenamiento, con Touch Bar y 4 puertos Thunderbolt 3: 1.999 dólares.

MacBook Pro 15 pulgadas, procesador Core i7 de 2,6 GHz, 16 GB de RAM, 256 GB de almacenamiento, con Touch Bar y 4 puertos Thunderbolt 3: 2.399 dólares.

MacBook Pro 15 pulgadas, procesador Core i7 de 2,7 GHz, 16 GB de RAM, 512 GB de almacenamiento, con Touch Bar y 4 puertos Thunderbolt 3: 2.799 dólares.