Toda obra tiene un proceso de realización que sigue unos pasos propios pasos. A veces este proceso es sencillo y otras, muy complejo. Pero, invariablemente, a los aficionados a cualquier medio siempre les resulta fascinante conocer cómo se llevó a cabo ese producto que tanto les gusta. Y eso es lo que traemos a continuación: la explicación oficial de cómo se hizo uno de los principales títulos actuales de Blizzard: Overwatch.

Se trata de la intervención de Jeff Kaplan, director de Overwatch, realizada durante la última Blizzcon. En ella, y durante menos de un cuarto de hora, explica el proceso de realización del juego y deja ver imágenes de los estados más primerizos.

Como explica Kaplan, en Blizzard son perfeccionistas y no les gusta mostrar un «trabajo en curso».  Es por ello que siempre se apegan a su política de solo mostrar las cosas que están ya trabajadas. Sin embargo, eso no significa que las cosas tengan su aspecto final de un día para otro, sino que hay un duro proceso anterior como se puede ver en su exposición.

En el vídeo se comienza mostrando el primer renderizado que hicieron con el motor del juego, que data de octubre de 2013. En él se puede ver más bien poca cosa: apenas paredes grises, rampas y plataformas suspendidas en el aire que son recorridas por un par de manos en posición de llevar un arma (pero sin ella). En esta renderización se incluye también una simulación de los disparos pero sin efectos visuales.

Después, se pasa al primer playtest, de noviembre de 2013, en el que las manos ya llevan armas, ya hay figuras y hay algo de combate. El objetivo de esta fase es asegurarse de que la escala, el punto de vista y la cámara son los correctos.

Posteriormente, se van probando cosas como la física del motor del juego o  la fluidez de los movimientos. También se añaden las primeras texturas a los escenarios y el primer diseño de personajes. Poco a poco, se aprecia como el juego va avanzando ininterrumpidamente, consiguiendo en algunos momentos progresos muy rápidos que dan cuenta de una evolución más que evidente.

Otro aspecto llamativo es cuando se muestra como evoluciona uno de los personajes, Hanzo, a partir de las versiones más tempranas. Una de las curiosidades que cuentan al respecto es acerca de la habilidad del personaje, a la cual la denominaban internamente «el ciempiés» debido a que el modelado inicial tenía forma de varias esferas, una junto a otra, a las que el desarrollador encargado de ella le puso dos bolitas en un extremo a manera de ojos.

Sin duda, lo más interesante del vídeo es ver el juego a través de los ojos de los desarrolladores, con el aspecto que tiene para ellos mientras están trabajando en él. Esto nos ayuda a valorar todavía más el resultado final, que es el que termina llegando a nuestras manos, y a apreciar todo el esfuerzo invertido en él.

Es una pena que el vídeo no esté subtitulado en español. Pero aunque no sepas inglés, te aseguramos que vale la pena verlo. Aquí te lo dejamos: