La adicción a la tecnología podría cambiar tu cerebro

Comparte esto:

¿Podrían los celulares ser un arma de doble filo? Una fobia se define como un: temor intenso e irracional, de carácter enfermizo, hacia una persona, una cosa o una situación. ¿Existe acaso una fobia relacionada con los celulares? La respuesta es sí.

La Nomofobia del inglés “NO MObile PHone phoBIA”, es un término acuñado por el siglo 21 para referirse al miedo de no poder utilizar el celular o smartphone. Y aunque parezca descabellado, es una creciente alteración de la cual quizás tu también seas preso, sin saberlo.

Un nuevo estudio indica que existe evidencia contundente, de que la adicción a los smartphones y al internet, está afectando nuestras mentes, literalmente. Utilizando un test (que está disponible) para determinar a qué nivel de adicción te enfrentas y sus secuelas.

Según su creador, Caglar Yildirim de la Universidad del Estado de Nueva York, una puntuación de 20 o menos indica que no eres adicto, una puntuación de 21 a 60 indica que eres medianamente nomofóbico, y una puntuación de 61 a 99 indica que probablemente no puedas pasar mucho tiempo sin revisar tu teléfono.

“Puede ser una buena idea ser consciente de eso”, dijo Yildirim, “pero solo nos preocupa si comienza a interferir con tu vida diaria“.

Y ¿qué pasa si tu puntuación fue de 100 hasta 200?. Probablemente la separación o acceso restringido a un celular, genere un severo cuadro de ansiedad, aseguró Yildirim.

“Esto podría afectar negativamente su vida social y las relaciones con amigos y familiares”, dijo Yildirim. “Hay estudios que muestran que aquellos que obtienen puntajes altos en la prueba tienden a evitar las interacciones cara a cara, tienen altos niveles de ansiedad social y tal vez incluso depresión”.

“Podría afectar su capacidad de trabajo o estudio, porque desea estar conectado a su smartphone todo el tiempo”, agregó. “Entonces, si algo de esto se aplica a usted, entonces es hora de comenzar a observar su comportamiento y nivel de ansiedad”.

¿Existe una afectación cerebral tangible?

 

nuez

Un pequeño estudio presentado en la reunión anual de la Sociedad Radiológica de América del Norte en Chicago, presentó última evidencia, que aún no ha sido revisado por pares, que indica que la adicción a los teléfonos celulares puede afectar el funcionamiento del cerebro.

Investigadores de la Universidad de Corea en Seúl utilizaron imágenes cerebrales para estudiar los cerebros de 19 adolescentes que fueron diagnosticados con adicción a internet o smartphones. Y las compararon las imágenes de 19 adolescentes que no eran adictos.

Los cerebros de los niños adictos tenían niveles significativamente más altos de GABA, un neurotransmisor en la corteza que inhibe las neuronas, en comparación con los niveles de glutamato-glutamina, un neurotransmisor que al contrario activa las señales cerebrales.

“GABA enlentece a las neuronas”, explicó Yildirim, que no participó en el estudio coreano. “Eso se traduce en una peor atención y control, algo que no quieres presentar, ya que quisieras mantenerte concentrado. Eso significa que eres más vulnerable a las distracciones”.

“Es un estudio muy pequeño, por lo que hay que tomarlo con un grano de sal“, dijo el neurorradiólogo de Stanford, Dr. Max Wintermark, un experto en neuroimagen que tampoco estaba relacionado con la investigación. “Es el primer estudio que leo sobre la adicción a internet, pero hay muchos estudios que vinculan el alcohol, las drogas y otros tipos de adicción a los desequilibrios en varios neurotransmisores en el cerebro”.

“Sabemos que las personas que son medianamente o muy “multitaskers” (que realizan múltiples actividades simultáneamente), tienden a mostrar diferencias en la región del cerebro responsable del control de la atención”, dijo Yildirim. “En general, esto significa que si eres demasiado dependiente de tu celular, básicamente estás dañando tu capacidad de estar atento“, agregó.

Los adolescentes adictos en el estudio también tuvieron puntajes significativamente más altos en ansiedad, depresión y niveles de insomnio e impulsividad, dijo el Dr. Hyung Suk Seo, profesor de neurorradiología en la Universidad de Corea, quien dirigió el estudio.

La buena noticia es que cuando 12 de los adolescentes adictos recibieron nueve semanas de terapia cognitivo-conductual, los niveles de GABA en relación a glutamato-glutamina se normalizaron.

“Para mí, el aspecto más interesante del estudio es que pudieron ver una corrección del desequilibrio después de la intervención de terapia conductual cognitiva”, dijo Wintermark. “Lo que me gustaría ver es más investigación sobre si los síntomas de la adicción también se corrigen”.

Luchando contra la adicción a teléfonos inteligentes

Si usted, o un ser querido, parece tener los síntomas de la adicción a los dispositivos inteligentes o internet, los expertos tienen algunas sugerencias:

  1. Primero, apaga su teléfono a ciertas horas del día, como en reuniones, cenando, jugando con tus hijos y, por supuesto, mientras manejas.
  2. Elimina las aplicaciones de redes sociales, como Facebook y Twitter de tu teléfono, y solo inicia sesión desde tu computadora portátil.
  3. Intenta desprenderte a intervalos de 15 minutos a horas determinadas del día cuando no afecte el trabajo o la vida familiar.
  4. No lleves el teléfono celular y su dañina luz azul a la cama; usa una alarma pasada de moda para despertarte.
  5. Intenta reemplazar el tiempo de tu dispositivo inteligente con actividades más saludables, como meditar o interactuar con personas reales.