HandEyes, el radar ecuatoriano para no videntes

Comparte esto:
handeyes-portada

Anota esta fecha: 7 de diciembre. Ese será el día en el que se determinará el ganador del concurso a nivel latinoamericano «Una idea para cambiar la historia» impulsado por History Channel. Pero, ¿por qué prestarle atención al resultado? Pues no solo porque los proyectos que han pasado a la final resulten sumamente interesantes, sino porque uno de ellos es ecuatoriano: HandEyes.

HandEyes fue creado por cuatro estudiantes de la Universidad de las Fuerzas Armadas ESPE (Escuela Politécnica del Ejército): Diego Aguinsaca, Álex Aldás, Carlos Canacuán y Fabricio Reyes. Se trata de un dispositivo robótico de apoyo, algo así como un radar, para personas no videntes o de escasa visión. De pequeño tamaño, de unos 7 cm x 3 cm, HandEyes puede colocarse en un bastón, en las gafas, en la solapa de la camisa o en un sobrero o una gorra.

El dispositivo cuenta con la capacidad de percibir objetos que están frente al usuario, informando de su presencia a través de avisos sonoros. Además, incorpora un modo de entrenamiento para que la persona que lo use pueda emplearlo para desarrollar y mejorar su habilidad de ecolocación, que es la capacidad para crear mapas en nuestra mente de los sitios en los que nos encontramos empleando para ello el sonido.

En cuanto a de donde surgió la idea de este proyecto, Álex Aldás estuvo en la radio de EcuadorInmediato.com y allí contó que «Nosotros somos cuatro estudiantes que hacemos un equipo. Cada uno de nosotros formamos parte de carreras técnicas y estamos inmersos en temas de robótica. Nosotros nos dimos cuenta que la mayoría de proyectos que se hacen en robótica no son orientados para personas con discapacidad». Añadió también que «Decidimos hacer un proyecto que junte la robótica con este grupo de personas. Nos pusimos a hacer esta iniciativa en las aulas y nació como proyecto integrador donde se desarrolla un proyecto y lo presenta, desde ese momento nació Handeyes por primera vez».

Al principio, HandEyes fue concebido como un brazalete, pero según contó Aldás en la misma entrevista, tuvieron la ayuda de la Federación de Ciegos de Pinchincha, lo cual les dio algunas recomendaciones para hacerlo más cómodo. Dichas recomendaciones terminaron derivando en este «dispositivo versátil para que la persona [lo] pueda poner en cualquier parte de su cuerpo».

Las votaciones en el concurso estuvieron abiertas durante el mes de noviembre (del 1 al 27) y HandEyes terminó recibiendo el mayor número de votos de los usuarios: 57.514. En esta fase final, de los cinco participantes que han conseguido pasar, un jurado seleccionará tres de ellos como los ganadores. Aquel que termine en primer lugar recibirá un sustancioso premio económico: 60.000 dólares.

Independientemente de que HandEyes y su equipo consiga alzarse con el primer puesto, ya tan solo llegar hasta aquí representa un logro enorme, el cual a la vez refleja el interés que hay entre el público por desarrollos de este tipo. Desde Tekzup les deseamos la mejor de las suertes y esperamos que consigan alzarse con el primer puesto. Y, sobre todo, y al margen de si lo consiguen o no, sobre todo esperamos que tras el concurso logren ser apoyados por alguna empresa para comercializar su dispositivo y que este llegue a estar en la calle lo antes posible.