Apple lanzaría relojes que pueden realizar llamadas

Comparte esto:

Por muy atractivo que sea, actualmente el Apple Watch es poco más que un complemento del iPhone con el cual necesita conectarse para realizar todas las tareas que requieren red, como enviar mensajes, obtener direcciones o reproducir música. Como muchos otros relojes inteligentes, por otra parte. En esta materia, tampoco es que sea algo para reprocharle a Apple.

Sin embargo, en Cupertino están planeando que esto cambie. Según informaron desde Bloomberg, tienen intenciones de lanzar un nuevo modelo de su reloj que sea capaz de conectarse directamente a las redes celulares al ir equipado con chips LTE, de manera que el smartwatch sería aún más «smart» ya que no dependería del teléfono para hacer las cosas para las que resulta más útil.

Siempre según Bloomberg, que cita a fuentes anónimas conocedoras del tema, los chips LTE serían provistos por Intel. Parece ser que Apple ya pensó en sacar un modelo con conexión el año pasado, pero no le fue posible debido a problemas relacionados con el consumo de batería, algo en lo cual continuaron trabajando hasta, podría decirse, conseguir un mejor resultado.

Al parecer, Apple ya está en conversaciones con operadoras de Estados Unidos y Europa para que apoyen a este Apple Watch LTE, pero todavía no se tiene claro cómo sería la modalidad de este apoyo. Algunas operadoras podrían ofrecerlo dentro de sus planes para iPhone y otras podrían vender el dispositivo de manera independientemente.

Bloomberg intentó sacar declaraciones al respecto de parte de Intel, pero declinaron hacer comentarios. Por su parte, Apple no respondió a la solicitud de información, algo que no sorprende y que es fiel a su costumbre.

¿Y para cuando esta independencia?

Dicho todo esto, lo que cabe preguntarse es cuándo se verá esta maravilla. En principio, desde Bloomberg mencionan un ambiguo «a lo largo de este año», aunque algunas fuentes no desestiman que el producto podría retrasarse y no ser lanzado durante 2017.

Por de pronto, recordemos que en otoño los Apple Watch recibirán una actualización WatchOS 4, que incluye nuevas funciones de Siri, capacidad de conectarse a equipos de gimnasio y enviar pagos por iMessage entre otras cosas. Es de suponer que esta actualización ya vendría preparada para equipos como aquel en el que estarían trabajando.

Lo cierto es que un Apple Watch independiente del teléfono, o por lo menos lo suficiente como para cumplir con los requerimientos más habituales que se le pediría a un dispositivo de este tipo, produciría un impacto en el sector bastante considerable. Apple ganaría distancia respecto a sus competidores y, aunque no se ve claro si conseguiría cambiar la perspectiva que se tiene sobre estos wearables, por lo menos sí los haría más interesantes y marcaría, otra vez, un nuevo rumbo para el sector.

¿Vendrá entonces el iPhone 8 acompañado de un nuevo Apple Watch? Más allá de lo que digan los rumores, es difícil de predecir. Para Apple, sería algo poco conveniente porque precisamente la versión 8 de su emblemático teléfono terminaría opacando al reloj. Pero por otro lado, en Cupertino también son muy aficionados a meter muchas cosas en su keynotes, así que tampoco habría que descartarlo. De todas formas, en base a esta información, algo está claro: sea en septiembre o sea más tarde, parece que el próximo Apple Watch será independiente.